GESTIONAR MIS CONFLICTOS

Visión general

“TODO LO QUE AMAMOS NOS LO PUEDEN ARREBATAR,
LO QUE NO NOS PUEDEN QUITAR ES NUESTRO PODER
DE ELEGIR QUÉ ACTITUD ASUMIR ANTE ESTOS ACONTECIMIENTOS”

(VICTOR FRANKL)

Las relaciones interpersonales en el ámbito de la familia, de las relaciones sociales, profesionales, negocios, etc., experimentan cambios permanentes. Como consecuencia de los mismos pueden manifestarse fuertes controversias o disputas sobre la forma de resolver las perspectivas enfrentadas. Un conflicto sin gestionar correctamente, genera enredos y laberintos emocionales.

Estos conflictos interrelacionales producen en las personas sufrimientos, pérdida de tiempo, costes económicos elevados: se trata de ahorrar tiempo, dinero e insatisfacciones en uno mismo y en los seres más queridos.

El ánimo o perspectivas de futuro de una persona, pareja o grupo de personas, está relacionado con las situaciones que les afectan positiva o negativamente.

Las etapas de la vida personal imponen cambios en el propio ser humano (niño, adulto, anciano) y en sus relaciones familiares, laborales, sociales, etc.

Los seres humanos pueden capacitarse para gestionar su ánimo de forma permanente.